l

Últimos Posts

"Qué te parece, cholito"Silvio Rendon
CombitosSilvio Rendon
¡Avergüénzate Europa!Saki Bigio
Cráneos de cristalSilvio Rendon
Combitos moqueguanosSilvio Rendon
Mi tour criminal por LimaCarlos Vargas Salgado
El discurso militar 2Silvio Rendon
Dinámica amigo-enemigo y políticaMiguel Tejada
Debate ciudadano, credenciales y rigurosidadMiguel Tejada
CombitosSilvio Rendon

.  

.  
.   .  
.  
. . .     .    

.    

.

21 jun. 2008

La experiencia docente Por Miguel Tejada

Leo en un no tan reciente post de Tanaka y sus comentarios sobre los padecimientos del docente universitario interesado de hoy. Digo docente interesado en llegar a sus alumnos, no de aquellos interesados solo en el cheque de fin de mes. A continuación algunos comentarios a partir de mi propia experiencia docente.
  1. Las universidades son guetos feudales donde la posesión de credenciales académicas es solo parte de los requisitos de ingreso a la docencia. Importan, y según la universidad a veces más, las relaciones amicales o la pertenencia a capillas o argollas. Pero es un tema del cual se habla sotto voce, porque en el reducido "mercado" laboral peruano, uno no puede pelearse con nadie so pena de ser excluido de alguna de las redes a través de las cuales se obtiene empleo o consultorías.
  2. Pero las credenciales académicas no aseguran una buena docencia. Ni la ausencia de dichas credenciales la niegan. Recuerdo a Michael Fox en una serie de los 80s ("Family ties") defendiendo a un profesor que falsificaba sus investigaciones para poder publicar, requisito para ser docente. No investigaba porque era malo investigando, pero era el mejor profesor de economía en la serie.
  3. Cuatro años de experiencia docente en academias, 4 años de experiencia docente en universidades, y varios años en capacitación popular me han enseñado dos cosas: la importancia del componente afectivo en las clases, y de las motivaciones de los alumnos: si eres aburrido estás perdido, si no haces interesante el tema estás perdido como profe. Pero no puedes hacer mucho con alumnos a los que sólo les interesa un cartón y pasar lo más rápido y fácil posible los cursos.
  4. La estadía en la universidad es instrumental: uno va para adquirir una profesión en la cual va a trabajar. Pero sin apertura a lo distinto, sin curiosidad, saldrá un buen técnico pero no un buen profesional. Ciertamente detrás de esta sentencia está el ideal de la educación humanista, enciclopédica, a la que adscribo.
  5. Los buenos profesores son los que saben prender la chispa de la curiosidad en aquellos alumnos que antes no tuvieron la oportunidad de ampliar sus horizontes, pero que están abiertos a lo nuevo.
  6. Ni el mejor profesor podrá abrir la curiosidad de un alumno refractario a lo nuevo. Nuestro sistema educativo, donde nadie lee en la práctica, crea alumnos reacios a pensar. Hay mucho más que comentar sobre la experiencia docente, pero lo dejo ahí.

Etiquetas: , ,

Links to this post:

Crear un vínculo

<< Home